Los expertos del comercio electrónico han vaticinado este modelo de negocio: la tienda del siglo XXI. Años atrás, nadie diría que se podría comercializar por internet, menos aún, que habría tiendas online y que saldrían modelos de negocio que cambiarían las perspectivas de algunos y algunas. Te explicamos todos los detalles

Antes de empezar: aclarar que este negocio tiene pros y contras como todos los demás, de eso no se libra. Si estás interesado en el negocio dropshipping y en tener una tienda online, no te apresures, estudia todos los factores.

He leído mucho sobre el dropshipping, pero no termino de entenderlo ¿Qué es?

Olvidemos la terminología y expliquémoslo de forma sencilla y rápida. En este modelo, hay 3 partes:

  1. Tu tienda: si optas por este negocio, te encargarás de la atención al cliente, de la facturación y de las bases de datos.
  2. Proveedor o proveedor dropshipping: almacena, empaqueta y se encarga de los envios de los pedidos de nuestra tienda.
  3. Cliente: cualquier hijo de vecino que decida comprar en tu tienda.

Fácil ¿Verdad?

Vale, pero no sé por dónde empezar

Como todo negocio, empieza por tener la idea de lo que quieres vender, ponle nombre a tu empresa, etc. Aclarado eso, debes buscar un proveedor dropshipping que te pueda proporcionar el producto que quieres vender.

¿Cómo encuentro un proveedor dropshipping?

Google es tu amigo. Existen muchas páginas dedicadas a la búsqueda de proveedores dropshipping, BigBuy es un proveedor dropshipping español que se ha dado a conocer. También puedes encontrar “suppliers” (proveedores en inglés) que estén dispuestos a ser tu proveedor, pero sólo se podrán comunicar en inglés, cosa que complica todo.

Ya he encontrado mi proveedor ¿Ahora qué?

Enhorabuena, tienes los puntos esenciales resueltos, ahora tienes que abrir una página web, la cual alojará tu tienda. Tendrás que comprar un dominio y alquilar un servidor (no siempre es necesario) en el que almacenar todos los datos de tu tienda.

Es recomendable que, si no te manejas en esto, contrates un servicio que te facilite el montaje de la tienda, su gestión y su diseño, ya que es una tarea larga y complicada. No escatimes en este apartado.

¿No tengo que hacer nada más?

Ojalá. El camino acaba de empezar y será muy duro al principio, créeme. Ponle ganas y esfuerzo, seguro que podrás con todos, aunque cuidado con la competencia.

 Otros articles que te pueden interesar: